quinta-feira, 2 de dezembro de 2010

Rescate en el Glaciar Viedma

La esperanza comienza a ganarle a la preocupación en El Chaltén. Es que los tres andinistas –dos argentinos y un mexicano- que están varados desde hace dos días en una cueva de hielo en el Glaciar Viedma fueron encontrados con vida por los rescatistas. Padecen cuadros de hipotermia y se espera la llegada del helicóptero que los trasladará al hospital de El Calafate.

Los atrapados son Merlin Lipshitz, un experimentado guía de montaña de El Chaltén; su asistente, Damián; y Mario, un turista mexicano -de entre 30 y 40 años-, que lo había contratado para hacer una travesía que iniciaron hace ocho días desde el Paso Marconi y que debía culminar en la Estancia Cristina. Pero la adversidad truncó los planes.

El primer grupo de rescatistas llegó este mediodía a la cueva y el panorama no era alentador. Según había trascendido, Mario no respondía a la reanimación de los rescatistas, pero luego se informó que, reaccionó a las tareas pero que padece un severo cuadro de hipotermia y que urge sacarlo del lugar de inmediato. Merlin y Damián estarían en condiciones más favorables.

Esta tarde se esperaba la llegada de un helicóptero proveniente de Trevelin (Chubut), que previamente pasará por El Chaltén para reabastecerse, informó LU23 Radio Lago Argentino. Una vez en el Glaciar, trasladará a los andinistas hasta el hospital de El Calafate.

Más temprano, Carolina Codó, la coordinadora del rescate, tras la última comunicación que había mantenido con los andinistas esta mañana reconocía que estaban “desesperados”.

Lipshitz “es un chico muy experimentado, pero está muy asustado y se siente responsable por las otras dos personas”, señaló Codo. Los tres estaban con hipotermia, ya que hace dos días vestían la ropa mojada soportando bajísimas temperaturas. Los nervios se acrecentaban a medida que pasaban las horas, porque el grupo de rescate que había partido en su búsqueda no podía llegar hasta el Nunatak Viedma, donde se encuentran, por los fuertes vientos y la gran cantidad de nieve que continúa cayendo. Finalmente, el primer grupo llegó hoy, a las 11.45.


El Nunatak Viedma es un área rocosa dentro del glaciar. El martes los andinistas se vieron sorprendidos por el temporal que arrasó con su campamento y les obligó a hacer la cueva en el hielo en la que se refugiaron. Lipshitz se comunicó con su mujer a través de una radio VHF y fue ella quien dio aviso a Parques Nacionales. Además, los andinistas cuentan con un teléfono satelital. Antes de que la travesía se complicara, el guía iba llevando un reporte en tiempo real de la expedición a través de su perfil en Facebook.

Del operativo participan unas 35 personas de la Comisión de Auxilio de El Chaltén que se cubren entre sí haciendo postas. Una de las mayores complicaciones fue conseguir un helicóptero que se sume al rescate, ya que el de Río Gallegos no podía participar porque estaba en su máximo de horas de vuelo. “Tenemos la esperanza de poder sacarlos esta tarde si hay un helicóptero disponible”, confió Codó.

Fuente: Web

Por: M.Marques
milton@mxb.com.br