segunda-feira, 26 de abril de 2010

Mochilas ABS para Avalanchas. Estar siempre en la cima.

Desde hace más de una década, científicos, esquiadores y expertos en avalanchas han recaudando información acerca de cómo estas últimas trabajan, se generan y producen tantas muertes por año en ambientes de montaña.

Es bien sabido que el ski y el snowboard son sin duda algunos de los deportes que encierran un gran peligro potencial, más aun cuando estos son practicados ¨fuera de pista¨ o en lugares inhóspitos o no habilitados como lo son los centros de ski convencionales y sus diferentes pistas. Es por ello que este auge mundial de los deportes invernales, hace que año a año cada vez mas personas se vuelquen a estos de deportes de montaña.

Según IKAR, las avalanchas fueron las causantes de más de 610 muertes en montaña a nivel mundial durante el año 2006, siendo ésta la principal causal de accidentes mortales.

Como todos sabemos, sobrevivir a una avalancha, no es solo una cuestión de entrenamiento, sino también de suerte y destino; pero desde hace casi una década, se han venido desarrollando diferentes tipos de aparatos tendientes a mejorar la expectativa de supervivencia tanto debajo de una avalancha como también fuera de ella, tratando de no quedar expuesta a la misma quedando fuera de ella.

Quizás entre los mas revolucionarios de estos aparatos encuentran el Black Diamond ¨AvaLung¨ y los transmisores RECCO; sin embargo una nueva generación de aparatos prometen salvar mas vidas bajo el concepto activo de ¨flotar¨ por encima de la avalancha y no quedar debajo de ella.

Por un principio físico de agitación de partículas invertidas, las moléculas menos densas suelen quedar asentadas en el fondo de un recipiente, mientras que las más densas a nivel volumétrico, quedan en la cima. Es este concepto el que ingenieros han tomado para desarrollar las mochilas ABS (Air Bag System).

Presentadas en formatos de 10, 25, 30 y 50 litros, estas mochilas poseen todas las mismas prestaciones de una mochila normal de trekking o escalada. Sin embargo, un sistema de mecánico accionado por el esquiador, dispara (Según el modelo) de 1 a 2 bolsas inflables sobre los costados de la mochila. Esto hace que el esquiador virtualmente ¨flote¨ por encima de la masa de nieve en desplazamiento y aun existiendo la posibilidad de quedar debajo de ella, crea un vértice a ambos lados del mismo, permitiéndole alojar mayor cantidad de oxigeno en el área donde se encuentre enterrado y a su vez evitando el aplastamiento del mismo.

Existe evidencia estadística que este tipo de equipamientos pude salvar una vida en el 99% de los casos de avalancha al mantenerte rodando por encima y no por debajo de la avalancha.

Una de las grandes ventajas de este tipo de mochilas, es que además de las capacidades nombradas, aun quedando sepultado en la nieve, existe una gran probabilidad de que parte de estas bolsas de color naranja intenso, queden expuestas sobre la superficie de la avalancha, facilitando la tarea de búsqueda y rescate por parte de las unidades de rescate.

Fuente: http://www.abssystem.com/

Por: M.Marques
miltonmarques@meridies.com.ar