quarta-feira, 17 de agosto de 2016

Nepal plantea nuevas reglas para sus ochomiles

Foto: web
El gobierno nepalí estudia aplicar una normativa nueva que exigiría experiencia en picos de 7.000 m a los aspirantes a ochomilista, impediría ascensiones en solitario y vetaría a mayores de 75 años.
Desnivel.com - Miércoles, 20 de Julio de 2016 
El Departamento de Turismo del gobierno de Nepal ha preparado un borrador de enmienda a la Regulación de las Expediciones de Montaña de la Ley de Turismo que incluye varias novedades importantes para el devenir de este importante sector en el país del Himalaya, según publica el periódico local The Himalayan Times. Cuando hace ya unas semanas que concluyó la principal temporada de ascensiones, la pasada primavera, las autoridades nepalíes trabajan para racionalizar las expediciones a los ochomiles, mitigando la masificación y aumentando la seguridad. Al menos esos son los objetivos que pretenden los cambios de normativa.
Vaya por delante que esta batería de normas tiene todavía que ser estudiada a fondo y debatida, antes de ser aprobada. Un camino largo y engorroso que a menudo termina por no concretarse en Nepal. De hecho, no son pocas las regulaciones que –incluso llegando a ser aprobadas– finalmente quedan sin efecto por multitud de razones. Este borrador afecta a todos los ochomiles de Nepal, es decir, a Everest(8.848 m), Kangchenjunga (8.586 m), Lhotse (8.516 m), Makalu (8.485 m), Cho Oyu(8.188 m), Dhaulagiri (8.167 m), Manaslu (8.163 m) y Annapurna (8.091 m).

Experiencia demostrada a 7.000 metros

Una medida que, con toda seguridad, sería aplaudida por la comunidad montañera si llegase a entrar en vigor sería la obligatoriedad de haber ascendido al menos una montaña de más de 7.000 metros en Nepal antes de solicitar el permiso de ascensión para alguno de los ochomiles del país. Esta regla afectaría muy especialmente al Everest, donde se concentran las mayores aglomeraciones de alpinistas, muchos de ellos sin la experiencia necesaria para llevar a cabo la ascensión con seguridad.
Los alpinistas nepalíes, sin embargo, cuentan con una excepción a esta regla, y podrían saltarse la norma de los sietemiles cambiándola por un curso básico de alpinismo de al menos 30 días de duración.

No a mayores de 75 años

En el otro plato de la balanza, se han planteado dos propuestas que seguro generarán polémica y rechazo en el mundo del alpinismo. Por un lado, se establece un nuevo límite de edad para optar a un permiso de ascensión para un ochomil. Mientras que no se variaría la edad de 16 años como la mínima, la máxima se situaría en los 75 años. Esta norma pondría en riesgo el objetivo de Carlos Soria, que esta primavera hizo cumbre en el Annapurna con 77 años y que pretende escalar en el futuro el Shisha Pangma (situado en el Tibet) y el Dhaulagiri (este sí, en Nepal) para completar los catorce ochomiles. También el nepalí Min Bahadur Sherchan y el japonés Yuichiro Miura, ambos por encima de los 80 años, han anunciado nuevos intentos al Everest.

Veto a las ascensiones en solitario

Incluso más sorprendente sería la decisión de vetar las ascensiones en solitario. Tal como ya se había anunciado anteriormente, el gobierno de Nepal está decidido a obligar a todos los alpinistas que escalen el Everest a ir acompañados como mínimo por un guía nepalí, mientras que en los restantes ochomiles podrían compartir un sherpa para dos alpinistas.

Helicópteros

En cuanto al uso de los helicópteros por parte de las expediciones, el borrador de enmienda deja claro que no se pueden utilizar para transportar alpinistas a los campos de altura. Sin embargo, sí da permiso para llevar material así como para realizar operaciones de rescate y evacuación.

Oficiales de enlace

Una de las figuras más criticadas de la organización de las expediciones en Nepal son los oficiales de enlace. Muchos de ellos son acusados de no realizar su trabajo correctamente, e incluso de ni tan siquiera pisar el campo base de la montaña. El borrador de normativa limita la posibilidad de ser oficial de enlace a mujeresembarazadas, así como a personas con enfermedades graves o crónicas comocáncer, diabetes, hipertensión, depresión e infecciones respiratorias.

Polémica por los certificados de cima

La semana pasada, una nueva polémica azotó la comunidad sherpa que se dedica a dar servicio a las expediciones a las grandes montañas cuando trascendió que más de 300 sherpas que habían alcanzado la cima de alguna montaña de más de 6.500 metros durante la pasada primavera no tenían derecho a un certificado de ascensión. El gobierno lo explicó diciendo que sólo los miembros de las expediciones podían recibir los citados certificados, y que sólo se consideraban miembros de una expedición aquellas personas que pagaban permisos de ascensión (los nepalíes están exentos). Hasta este año, siempre habían obtenido los certificados, muy útiles para demostrar su currículum montañero ante agencias y clientes.
El borrador de enmienda propone una nueva disposición para asegurar que sirdars, guías de montaña nepalíes y trabajadores de altura reciban certificados de ascensión si efectivamente alcanzan la cima de alguna montaña.

M.Marques
contato@miltonmarques.com